Salmorejo de Remolacha a Nuestra Manera

lunes, 29 de mayo de 2017 6 comentarios en este post

Salmorejos y gazpachos de remolacha, de manzana, de aguacate, de mango, .... hoy en día podemos disfrutar de muchísimas variantes de nuestra sopa fría por excelencia, que tanto nos gusta tomar por el sur cuando empieza a apretar el calor. El salmorejo de remolacha tiene, además de finura y un delicado sabor dulce, un color espectacular que invita a tomarlo. Bien fresquito y bien condimentado es un primer plato perfecto, lleno de salud y color, y en vasitos de chupito queda también estupendo como aperitivo. ¿Os animáis a probar nuestra receta?
En el salmorejo de remolacha, el aceite de oliva tiene un papel fundamental y nos tenemos que permitir escoger un buen aceite de oliva virgen extra como es  Carrasqueño Ecológico, elaborado con aceitunas de la variedad Carrasqueño y Picudo que nos aporta deliciosas notas frutadas perfectas para un salmorejo de sabor ligeramente dulce y delicado y, sobre todo, para su consumo en crudo.
Su presentación, en una preciosa botella oscura que acompaña de una elegante caja individual, lo ha ce perfecto para regalar. Además es muy fácil de comprar, podéis hacerlo directamente en la tienda online Carrasqueño y disfrutar de uno de los mejores aceites de Jaén.


Ingredientes:


Un kg tomates maduros

300 g remolacha cocida
50 ml de aceite de oliva virgen extra
50 gr de pimiento verde
50 gr de pepino
Un diente de ajo
100 g pan asentado
50 ml aceite de oliva virgen extra
vinagre de vino de Jerez
sal

Para decorar:
Rodajas de pepino y cebolleta
Semillas de sésamo tostadas
Aceite de oliva virgen extra

Elaboración:

En primer lugar troceamos el pan y lo añadimos a la batidora americana (con la que nosotras preparamos las cremas frías y gazpachos) o al vaso de nuestra batidora de mano. Pelamos los tomates, los troceamos y los incorporamos. Troceamos el pimento verde, el pepino y la remolacha y los añadimos junto al vinagre, el aceite de oliva virgen y la sal.

Escaldamos unos segundos el diente de ajo en agua hirviendo para quitar la potencia manteniendo el sabor, retiramos el germen en la parte central y lo añadimos.

Trituramos durante unos minutos hasta que quede una textura fina y cremosa.

Servimos con rodajas de pepino y cebolleta y semillas de sésamo para dar un toque original y crujiente.

6 comentarios

  1. Me encanta el salmorejo y no dudo ni un segundo que este vuestro con remolacha este de rexupete.
    Yo he publicado hoy uno de fresas que os parece si me llevo un cuenco del vuestro y os traigo uno del mio?.
    Bicos mil wapas.

    ResponderEliminar
  2. De remolacha, que bonito color, este tengo que hacerlo, de sandia ya lo hice y en casa gusta de todas las maneras, un besito

    ResponderEliminar
  3. Ficou com uma cor linda, deve ter ficado delicioso, gosto muito de beterraba.
    Boa semana

    ResponderEliminar
  4. ¡¡ Espectacular, fantástico, delicioso....!! Tengo que probarlo sí o sí. Esta mañana lo vi en instagram y me quedé anonadada con vuestro salmorejo de remolacha.
    siento no haberme pasado éstos dias por vuestro blog...super liada. Debo ponerme al dia.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Hola chicas guapas.
    Esto bien fresquito entra que da gusto.
    Me voy a dar un paseo porque creo, mejor digo, sé que hay cosas interesantes.
    Un besito.

    ResponderEliminar

Nos encantaría que nos dejaras un comentario.